Cómo sanarse a ti misma hablando con tu cuerpo: tus células están escuchando

Tu células te escuchan todos los días, ¿impactante no?

Todo tu cuerpo tiene su propia conciencia, o mejor dicho su propia alma. Estas palabras transformadoras, inician un viaje interior para poder descubrir la extraordinaria capacidad que tiene el cuerpo humano.

Así fue como me presentaron esta perspectiva, ya que sufría de un grave trastorno de dolor crónico. Por lo que, imaginé poder incorporar el concepto de meditación en mi rutina.

Sin embargo, pensé ¿de verdad puedo escuchar mi cuerpo? ¿sera verdad que puedo hablar con él y así obtener su cooperación en la curación de esta condición?

Un tránsito hacia el poder de la libertad

Luego de alcanzar el verdadero estado de profunda calma por medio de la meditación, involucré a mi cuerpo en una conversación sincera, con la esperanza. Posteriormente, en una hora de esta comunicación enfocada, ocurrió algo que realmente no me lo esperaba.

Todos mis tejidos empezaron a responder. Un tejido conectivo jalado y estirado de capas de tejido cicatricial. Cada nervio se disparó y los músculos de la pantorrilla comenzaron a realizar ejercicios de flexión y extensión independientemente de mi control consciente.

La respuesta fue de manera progresiva, mis músculos de la pantorilla (que habían quedado totalmente paralizados por la condición neuropática), lo cual volvió a la vida como sacudidas de tipo eléctrico disparadas por medio de un área.

Sentía los pálpitos de mi corazón, pues al darme cuenta de que el camino para liberarme de esta condición ya había iniciado.

Una curación dinámica

He aprendido que al momento de la comunicación, hay tres pasos que son fundamentales para obtener la cooperación del cuerpo:

  1. Acerca tu cuerpo con una compasión muy genuina.
  2. Crea confianza al momento de involucrar tu cuerpo en cualquier conversación mental.
  3. Acepta cambios en la conversación, tratando de usar pensamientos diferentes y palabras que ayuden a las emociones a elevarse.

Capacidad de curación en bruto de manera creativa

Diversos experimentos efectuados me apantallaban la radiación electromagnética, las energías habituales utilizadas para cualquier transmisión de información.

Estas células se comportaron como si no estuvieran allí, sugiriendo que la comunicación que es llevada por el campo aún no se encuentra identificada por la ciencia convencional.

Al producirse el cambio energético en las propiedades, de cualquier partícula, las propiedades de la otra cambian al instante.

Las técnicas de meditación utilizadas en mi práctica ayudan a la mente a ponerse en sintonía con este campo. Esta energía se enfoca en un evento de sanación por medio de una intención clara y sintonizada con el cuerpo físico y la mente consciente.

El método que yo he denominado como Antara, el cual permite a uno experimentar la creatividad y la habilidad de sanación generada por el cuerpo y la mente con un campo de energía universal viviente.